jueves, 31 de julio de 2014

Dip de Beicon con Chips de Maíz

Con la llegada del verano cualquier excusa es buena para reunirse familia o amigos y disfrutar de un rato divertido y agradable. En una terraza cuando cae la tarde, en la piscina o en la misma playa (si tienes oportunidad) puedes triunfar como anfitrión si sirves aperitivos frescos, sencillos y fáciles de compartir. 

La clave para que tú también disfrutes de la celebración y no pases toda la tarde enfrascada en la cocina, es buscar aperitivos poco elaborados y que tengan una presentación rápida y fácil: tablas de queso con nueces y otros frutos secos, rollitos de salmón rellenos de crema de queso, Picada para rellenar volovanes, sandwiches, panecillos o ensaladilla (siempre preparada con salsa sin huevo y conservada muy fresca), Guacamole, paté de higaditos de pollo o paté de berenjenas para servir con tostadas, ... Muchos de ellos se podrán elaborar con antelación y esperarán en la nevera hasta el momento de la fiesta.


Otra idea para  servir en una reunión veraniega porque cumple todos los requisitos son los dips o cremas para untar acompañados de galletas saladas o chips de maiz, como este dip de beicon que os traemos hoy. Con mezcla de queso crema y enmental y aliñado con cerveza Coronita, esta crema untable es superoriginal y no dejará indiferente a nadie.

Y para terminar de dar el toque original nosotras servimos el dip con los chips de maiz Lay's que se incluyen en nuestra caja  Disfrutabox (antes Muestras Premium) que viene como siempre repleta de productos innovadores en tamaño real o de viaje con las últimas novedades en belleza, hogar y alimentación, además de cupones descuento para canjear en próximas compras. Todo son ventajas porque te llega directamente a casa y puedes darte de baja cuándo quieras, en un solo clic, por lo que la hace también un producto ideal para regalar.

Vámonos con la receta.

Ingredientes:
  • 100 gr de beicon cortado en taquitos
  • Una cucharada de harina
  • Una cerveza Coronita
  • 100 gr de queso emmental
  • 100 gr de queso crema
  • Pimentón picante, pimienta negra y una pizca de sal
  • Una bolsa  de Chips de Maiz Lay's
Necesitaremos: Una sartén.

Elaboración:
Ponemos el beicon en una sartén durante cinco minutos para que quede bien crujiente.
Añadimos el pimentón y la cucharada de harina, cocinamos durante un minuto y agregamos la cerveza poco a poco y sin dejar de remover.
Bajamos el fuego y añadimos los dos quesos. Cuando este todo derretido salpimentamos.
Llevar corriendo a la mesa y mojar en la salsa los chips.

miércoles, 30 de julio de 2014

Ganador Sorteo Aceites Cazorla

Lo que estabais esperando... el ganador del Sorteo de Aceites Cazorla, que disfrutará de un lote de veinte litros del mejor aceite de oliva virgen extra de las variedades Royal y Picual con DOP Sierra de Cazorla.



Ladies and Gentlemen....... the Winner is.......

FANNY FONTANELLAS

Enhorabuena!! 


Sorteo realizado con la herramienta RandomPicker. Puedes verificar tu participación y el resultado del sorteo haciendo clic en el sello:


Muchísimas gracias a todos por participar. 
Os emplazamos al próximo sorteo en Cocinando con las Chachas que ya estamos preparando.....  

lunes, 28 de julio de 2014

Flan de Aceite de Oliva Virgen Extra. Listado de participantes en el sorteo.

El flan de aceite de oliva virgen extra es quizá uno de los mejores flanes que hemos hecho. Tiene un sabor único, muy original pero a la vez, un sabor a dulce de toda la vida. Además tiene una textura muy suave gracias a la grasa que le aporta el aceite de oliva.

Está elaborado con aceite de oliva virgen extra de Aceites Cazorla de la variedad Royal Medalla de Oro en la tercera edición del Concurso Internacional de Aceite de Oliva Virgen Extra de Japón (OLIVE JAPAN), de sabor suave, frutado fresco, sin amargor, ideal para este postre.


El aceite de oliva virgen extra es el ingrediente principal del flan, ¿cuáles serán los otros siete?

Os dejamos la receta y así podréis comprobar si habéis acertado y estáis en la lista de participantes en el sorteo de los veinte litros de aceite de oliva virgen extra de Aceites Cazorla.

Ingredientes:
  • 750 ml de leche
  • Ocho huevos
  • 125 ml de Aceite de Oliva Virgen Extra 
  • 220 gr de azúcar
  • Una cucharada de anís en grano
  • Una rama de canela
  • La piel de un limón ecológico
  • Caramelo
Elaboración:
Infusionamos la leche con la rama de canela, la piel de limón (sólo la parte amarilla) y el anís en grano. Esperamos que enfríe.
En un bol batimos los huevos con el azúcar y añadimos el aceite de oliva virgen extra. Este paso es muy importante, el aceite debe quedar bien integrado.
Colamos la leche y la incorporamos a la mezcla batiendo bien.
Ponemos caramelo en el fondo del molde (o los moldes individuales) y vertemos la mezcla.
Horneamos al baño maría unos 40 minutos a 170ºC.
Sacamos el molde del horno y dejamos enfriar a temperatura ambiente.
Una vez frío, lo tapamos y lo llevamos a la nevera. 


Como el plazo del sorteo ya ha terminado, las personas que han acertado los ingredientes y han cumplido con las bases del sorteo (hacerse fan de Aceites Cazorla en Facebook: facebook.com/aceitescazorla y de Cocinando con Las Chachas facebook.com/cocinandoconlaschachas) son:

1.  Alberto Rodriguez
2.  Silvia Vázquez
3. Isabel
4. Maria Jesús
5. Te de Ternura
6. Nerea Gonzalez
7. Julian Sotillo
8. Maite S.P.
9. Iván Vivas
10. Soledad Rodriguez
11. Conchi
12. Las Recetas de Lala
13. Carmen
14. Mar Robles
15. Adela Molina
16. Maria Antolina Laserna
17. Selu
18. Fany Fontanellas
19. Carmina
20. Patricia Demedice
21. Maria Lopez
22. Montes
23. Maria
24. Maria Rosa
25. Lorena Mediano
26. Beatriz
27. Kelika
28. Mario Cabrero

Mucha suerte, el próximo miércoles os anunciaremos el ganador. Atentos al blog y a las redes sociales.

viernes, 25 de julio de 2014

Empanadillas de atún al horno (masa casera)

Las empanadillas caseras de atún es uno de los platos que más nos gustan en casa. Son sanas y más ligeras que las fritas, ya que al hacerlas al horno restamos muchas calorías y quedan igual de sabrosas y crujientes.
Además, si las guardas en una bolsita de papel te las puedes llevar a la playa o a la piscina para un picoteo, y si las acompañas de una ensalada o un gazpacho bien frío ya tienes un almuerzo completo.


La masa de obleas casera no es complicada de hacer, además ahora puedes contar con la ayuda de los niños para cortar los discos o pincelar con huevo, y si te atreves, para amasar. Es una receta muy propia para ponerles el delantal y meterlos en la cocina, ya que a ellos les encanta trabajar con las masas.

Sólo tienes que tener cuidado con una cosa: mientras las estás horneando seguro tendrás a todos los de la casa (y no solo a los niños) pegados al horno esperando a que salgan .... y te puedes quedar sin ninguna antes de servirlas!!



Ingredientes:
Para las obleas
  • 125 gr de harina de trigo
  • 20 ml de aceite de oliva virgen extra
  • Media cucharadita de sal
  • 65 ml de vino blanco o agua
Para el relleno
  • Dos latas de atún en aceite
  • Dos pimientos verdes
  • Una cebolla
  • Una berenjena pequeña
  • Un huevo para pintar las empanadillas (esto es opcional, suprimir en caso de intolerancia)
  • Salsa de tomate casera
  • Albahaca y sal de ajo
  • Aceite y sal

Elaboración:
En primer lugar hacemos el relleno, pues debe estar frío para rellenar las obleas.
Cortamos las verduras en cuadraditos pequeños. Pochamos en primer lugar la cebolla y el pimiento y cuando estén casi hechos, incorporamos la berenjena y dejamos cocinar unos diez minutos más. Tenemos que evitar el exceso de aceite, retiramos si es necesario. Dejamos enfriar.
Es el momento de ponernos con las obleas.
Mezclamos en un bol la harina con la sal y añadimos el vino y el aceite. Amasamos con las manos hasta obtener una masa manejable y elástica.
Envolvemos la masa con papel film y la dejamos reposar en la nevera una media hora aproximadamente (aunque podríamos tenerla preparada y reposando para utilizarla el día siguiente incluso).
Tras el reposo, estiramos la masa lo más finamente que nos sea posible, con ayuda de un rodillo y algo de harina para que no se nos pegue.
Cortamos la masa con un cortador redondo y vamos colocando las obleas sobre cuadrados de papel de hornear que podemos ir apilando.
La masa que va quedando se puede volver a amasar y cortar, y así aprovecharla toda.
Terminamos de elaborar el relleno añadiendo el atún bien escurrido, la salsa de tomate, una pizca de albahaca y sal de ajo. La masa del relleno debe quedar sabrosa pero compacta.
Precalentamos el horno a 180º.
Rellenamos las obleas sobre la bandeja del horno que habremos forrado con papel de horno. Ponemos una cucharada de relleno y cerramos cuidadosamente los dedos. Terminamos de sellar con ayuda de un tenedor pequeño mojado en agua.
Opcionalmente pincelamos la superficie de las empanadillas con huevo batido (no lo haremos si en casa tenemos algún intolerante o alérgico al huevo), podemos pincelar con agua. Horneamos durante unos 12 minutos aproximadamente con calor arriba y abajo.



Trucos, consejos y variantes:
- Puedes rellenarlos de multitud de ingredientes. Y también en versión dulce, por ejemplo, con manzana y crema pastelera, cabello de angel, de nocilla y nueces...
- Con esta misma receta de obleas puedes preparar fritas las empanadillas con cualquier relleno como nuestras Empanadillas rellenas de mousse de bacalao, y si son dulces puedes rebozarlas en azúcar, canela, ralladura de limón....
- Si no dispones de tiempo para hacer las obleas puedes utilizar masa de hojaldre preparada bien estirad o bien comprar masa de obleas congelada o refrigerada.

Sabemos que estás deseando dejar de leer para irte a la cocina, pero tenemos que recordarte que este domingo 27 de julio termina el plazo para participar en el sorteo de 20 litros del mejor aceite de oliva virgen extra de Aceites Cazorla  con D.O.P Sierra de Cazorla de las variedades Royal y Picual.


Para participar solo tienes que:

Adivinar los ingredientes que lleva el Flan de Aceite de Oliva Virgen Extra (sin cantidades, son ocho en total) que publicamos junto al sorteo en esta entrada Sorteo Aceites Cazorla y Flan de Aceite de Oliva Virgen y dejar la respuesta en la entrada del sorteo junto con tu nombre y un correo electrónico.


Y hacerte fan de Aceites Cazorla en Facebookfacebook.com/aceitescazorla y de Cocinando con Las Chachas, si aún no lo eres: facebook.com/cocinandoconlaschachas.

No dejes de participar!!

miércoles, 23 de julio de 2014

Tarta de Piña y Flores

Cuando quedas con las amigas para cenar y dices que vas a llevar la tarta... no puedes fallar. Ellas saben de tu afición a la cocina, de tu recetario,... así que quieren probar algo que les sorprenda y verdaderamente rico ¿Bizcocho, brownie, tarta de queso, ..., con crema, con nata, con fruta, ..., individual o una tarta para repartir?
Si estás en una de estas, la tarta de piña con flores es la solución: es muy rica, ligera, de textura muy suave, sencilla de hacer, y además es muy elegante decorada con pensamientos y pétalos de rosa cristalizados, seguro que no defraudarás.


La decoración es lo primero que gusta y sorprende de esta tarta. El color casi marfil de la crema hace que los pensamientos y los pétalos de rosa destaquen muchísimo y den el punto de color a la tarta. La originalidad de estos caramelos naturales hechos de flores comestibles cristalizados artesanalmente llama muchísimo la atención y convierte este sencillo pastel en una tarta de fiesta y además están buenísimas.


A casa llegaron cuidadosamente conservadas en un estuche regalo, lo que convierte estas flores en un original detalle para regalar porque además los chicos de Flores a la mesa disponen de diferentes formatos, colores, todos personalizables 100%



Vámonos con la receta:

Ingredientes:
  • 325 gramos de rodajas de piña en rodajas escurridas
  • 150 gramos de jugo de piña
  • 100 gramos de azúcar
  • Una pizca de sal
  • 500 ml de nata
  • Dos sobres de gelatina neutra
  • Galletas maría
  • Flores comestibles cristalizadas de Flores en la mesa
Necesitamos:
Un molde redondo desmontable de 22 cm.

Elaboración:
Mojamos las galletas maría y las colocamos el el fondo del molde de modo que lo cubra por completo, será la base de nuestra tarta.
Trituramos las rodajas de piña escurridas y reservamos.
En otro bol semimontamos la nata con el azúcar y la pizca de sal y reservamos.
Calentamos el jugo de la piña (el de la lata) y agregamos la gelatina, mezclamos bien para que la gelatina se disuelva bien y no quede ningún grumo. Dejamos templar levemente.
Mezclamos cuidadosamente la nata con la piña e incorporamos el jugo de piña con la gelatina.
Vertemos la mezcla de nata y piña sobre la base de galletas en nuestro molde y llevamos al frigorífico donde deberá reposar durante cuatro horas al menos.
Desmoldamos con cuidado y decoramos con las flores antes de servir.
Éxito asegurado.

Pero no os dejamos sin recordaros que estamos sorteando en el blog 20 litros del mejor aceite de oliva virgen extra de Aceites Cazorla  con D.O.P Sierra de Cazorla de las variedades Royal y Picual.


Para participar solo tenéis que:

Adivinar los ingredientes que lleva el Flan de Aceite de Oliva Virgen Extra (sin cantidades, son ocho en total) que publicamos junto al sorteo en esta entrada Sorteo Aceites Cazorla y Flan de Aceite de Oliva Virgen y dejar la respuesta en la entrada del sorteo junto con vuestro nombre y un correo electrónico.



Y haceros fans de Aceites Cazorla en Facebookfacebook.com/aceitescazorla y de Cocinando con Las Chachas, si aún no lo sois: facebook.com/cocinandoconlaschachas.

El plazo termina el próximo domingo 27 de julio, que no se os pase!!

lunes, 21 de julio de 2014

Paella Albina de Chocos

Os estaréis preguntando por qué este arroz es una paella "albina". La respuesta es muy sencilla: porque la receta original era ... un arroz negro!!!
Con toda nuestra ilusión compramos todos los ingredientes para preparar un arroz negro, una receta que habíamos visto en varios blogs de cocina y que estábamos deseando poner en práctica.
Por ser la primera vez, y como no sabíamos a lo que nos enfrentamos, seguimos las indicaciones y compramos un choco (sepia) con su tinta natural (por eso de que quedara.... más natural, valga la redundancia). Y ahí estuvo el fallo de previsión: la bolsa de tinta, que fotografiamos y todo, estaba completamente vacía (la cortamos a tijera, como había que hacerlo, y nada) y no habíamos comprado tinta congelada en un "por si las moscas" con el que siempre (menos esta vez) jugamos.

Así que el resultado es este, una paella de chocos albina pero sabrosísima. Si os somos sinceras, no sabemos el sabor que le hubiera tinta pero no lo echamos en falta. La acompañamos con unas láminas de alcachofa frita y su alioli, y resultó una paella genial que por supuesto vamos a dejar en nuestro recetario y que seguro cocinaremos muchas veces, así tal como está, albina.


Claro que para preparar una buena paella necesitamos un buen caldo y, sinceramente, nosotras somos poco de caldos ya preparados (más que nada porque tenemos una receta de caldo de pescado con la que nos sale siempre un arroz extraordinario). Pero en esta ocasión hemos sido infieles a nuestra receta de caldo de pescado para paella (con sus cáscaras de gambas, su cabeza de merluza, sus verduras, ...) y le hemos dado nuestra confianza al caldo Aneto que hemos probado gracias a nuestra caja sorpresa Degustabox, como siempre llena de productos innovadores, y que en esta ocasión nos traía también este caldito que nos ha quitado un poco de tiempo y trabajo en la cocina.


Vámonos con la receta.

Ingredientes:
  • 400 gramos de arroz bomba
  • Un litro de caldo para paella de pescado con sofrito Aneto
  • Un choco mediano (sepia)
  • Dos tomates maduros de huerto
  • Dos dientes de ajo picado
  • Media cebolla
  • Un pimiento rojo en tiras
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Media cucharadita de ñoras molidas
  • Una cucharadita de pimentón de La Vera
  • Una cucharadita de perejil picado
  • Unas hebras de azafrán
  • Alcachofas
  • Alioli
  • Sal Costa Yodo + Ácido Fólico
Elaboración:
Lo primero que hacemos el trocear el choco bien limpio y bien seco y saltearlo en la paellera hasta que dore ligeramente. Reservamos.


Hacemos en primer lugar un buen sofrito en aceite de oliva virgen extra con el pimiento rojo, la cebolla y los dientes de ajo picados. En el aceite no hay que ser demasiado tacaño, debe ser aceite de oliva virgen extra y no quedarse corto en la cantidad.


Una vez bien pochadas estas verduras se incorporan los tomates bien picados y dejamos sofreír el tomate.
Antes de añadir el arroz, echamos en la paella las ñoras molidas, el pimentón y el azafrán y mezclamos con el sofrito unos segundos. Añadimos el choco que teníamos reservado.
Incorporamos el arroz, damos unas vueltas y regamos con el caldo en proporción de cinco tazas de caldo por cada dos de arroz. Así para esta cantidad de arroz bomba necesitaremos un litro de caldo.
Una vez mojada la paella dejamos el fuego fuerte durante unos minutos y probamos el punto de sal. Removemos, repartimos bien el arroz y bajamos a fuego medio. El arroz ya no se debe remover más.
Es el momento de hacer las láminas finas de alcachofas y freírlas en aceite bien caliente para que queden crujientes.
Tras unos doce minutos el arroz estará ya casi cocido, así que apagamos el fuego y dejamos reposar la paella aproximadamente tres minutos tapada con un paño grande o un papel vegetal.
Servimos la paella acompañada de las láminas de alcachofa y el alioli y espolvoreada con perejil fresco picado.

Trucos consejos y variantes:
- Si usas arroz bomba, la proporción de arroz y de caldo sería por cada dos tacitas de arroz le pondremos cinco tacitas de caldo. Tendremos en cuenta que una tacita de arroz es una ración aproximadamente.
- La paella (o paellera como la llamamos por aquí) debe ser lo suficientemente grande para que el arroz se cocine en extensión que es como mejor sale. También necesitamos un buen fuego que ocupe la mayor parte de la paella y que así el arroz se cocine de forma homogénea.
- Puedes reforzar el sabor del caldo añadiendo un majado de sal, ajo y perejil.

Os recordamos a todos que estamos sorteando en el blog 20 litros del mejor aceite de oliva virgen extra de Aceites Cazorla  con D.O.P Sierra de Cazorla de las variedades Royal y Picual.


Para participar solo tenéis que:

Adivinar los ingredientes que lleva el Flan de Aceite de Oliva Virgen Extra (sin cantidades, son ocho en total) que publicamos junto al sorteo en esta entrada Sorteo Aceites Cazorla y Flan de Aceite de Oliva Virgen y dejar la respuesta en la entrada del sorteo junto con vuestro nombre y un correo electrónico.

Y haceros fans de Aceites Cazorla en Facebookfacebook.com/aceitescazorla y de Cocinando con Las Chachas, si aún no lo sois: facebook.com/cocinandoconlaschachas.

El plazo termina el próximo 27 de julio, que no se os pase!!

viernes, 18 de julio de 2014

Miniburguers a la salsa de mostaza con chupito de zumo de tomate

Un aperitivo (tapa, pintxo, mezze, antipasti, hors d'oeuvre, boca, ...) es una ración pequeña de comida y una bebida de bajo contenido alcohólico que se toma antes del almuerzo o la cena y sirve principalmente para estimular el apetito. Lo mejor del aperitivo (ya sea Jerez, vermuth o cervecita con tapita) es que lo asociamos a un momento agradable que se disfruta junto a los amigos o la familia en la terraza de cualquier bar o incluso en casa, a modo de picoteo mientras se termina de cocinar la comida principal.


Nosotras normalmente en verano no nos complicamos: un tomate de huerto fresquito aliñado con ajo, orégano, aceite y vinagre o simplemente con sal constituye el apertivo de la mayoría de nuestras comidas y cenas.
Sin embargo, para una ocasión especial nos ponemos el delantal y preparamos algunos aperitivos más elaborados, como estas hamburguesas de bocado con su pan acompañadas como las grandes de cebolla, lechuga y de la deliciosa salsa de mostaza Dijonnaise de Maille y que las utilizamos de tapas de  frescos chupitos de tomate. 
Con ellas participamos en el concurso "El bocado más veraniego con el toque gourmet de Maille", a ver si tenemos suerte....



Ingredientes:

Para las hamburguesas
  • 500 gr de carne picada de ternera de buena calidad
  • Una cucharadita de ajo en polvo
  • Media cucharadita de chile en polvo
  • Media cucharadita de cebolla en polvo
  • Media cucharadita de albahaca
  • Sal y pimienta negra al gusto
Para el montaje del aperitivo
  • Pan de molde 
  • Salsa de Mostaza Dijonnaise
  • Ketchup
  • Lechuga
  • Cebolla
  • Zumo de tomate
  • Sal
Elaboración:
En primer lugar, aliñamos la carne con las especias y salpimentamos. Reservamos en la nevera 
Picamos las verduras. Cortamos con ayuda un aro de emplatar (o con el borde de una copa) el pan de tamaño un poco superior al diámetro de los vasitos de chupito para que sirvan de tapa y sean estables. Formamos pequeñas bolitas con la carne picada y le damos forma de hamburguesa de tamaño similar a las tostadas de pan.
Calentamos bien la parrilla, ponemos sobre ella un poquito de aceite de oliva y cocinamos brevemente las hamburguesas a fuego fuerte para que queden las marcas de la parrilla y sean más vistosas.
Mientras tanto tostamos el pan.
Ya solo queda montar el aperitivo. Servimos el zumo tomate en el chupito bien fresquito, sobre él colocamos la tostada de pan, el ketchup, la cebolla, la lechuga, la hamburguesa y salseamos con la Mostaza Dijonnaise. Servimos calientes.


Trucos, consejos y variantes:
- Podemos aliñar el zumo de tomate con un toque de sal, limón, salsa Worcestershire, vinagre, ...
- Las minihamburgesas no llevan huevo, pero haciéndolas rápido sin amasar demasiado no se le echa en falta.